Desde ya hace algún tiempo se ha venido trabajando el BIM, a primera vista se ve como un simple acrónimo, pero sin lugar a duda hoy en día sirve de una forma muy efectiva como metodología del ciclo completo en la industria de la construcción. En una de las anteriores publicaciones vimos sobre la metodología BIM y sus 3 principales componentes y entendimos que de allí se desencadena todo el proceso para una correcta implementación en un proyecto arquitectónico, sin embargo, para profundizar un poco más en el tema, el día de hoy hablaremos sobre sus principales características y así conocer un poco más sobre BIM, la metodología que ha venido para cambiar la forma de trabajo en la industria de la construcción.

El Building Information Modeling o BIM como se conoce comúnmente aumenta la eficiencia de las empresas de construcción, ya que permite entregar proyectos altamente coordinados gracias a la su participación en todo el ciclo. A continuación, podremos ver algunas de las ventajas que brinda la metodología BIM (Building Information Modeling) en proyectos de edificación e infraestructura.

 

Ventajas de la metodología BIM

  1. Captura de la realidad: Con la ayuda de herramientas tecnológicas para la cartografía y la toma de imágenes terrestres, la información que se logra captar es altamente detallada. Actualmente, un proyecto dispone de diferentes tipos de imágenes: Aéreas, elevaciones digitales y digitalizaciones láser de las infraestructuras, sin lugar a duda esto ayuda a tener una gran precisión real sobre el emplazamiento, convirtiéndose en algo fundamental para la agilidad del proyecto; con la metodología BIM los diseñadores pueden captar y compartir toda la información necesaria de una forma digitalizada y mucho más efectiva.
  2. Control en todo el proceso: La nube nos ha venido acostumbrando a mantener la información de una forma más segura y actualizada, en BIM (Building Information Modeling) podemos ver un claro ejemplo de esto, ya que, gracias a la digitalización de la información, esta automáticamente es sincronizada en el momento de cualquier cambio, teniendo así proyectos más controlados, seguros y efectivos en todo el ciclo constructivo.
  3. Fomenta el trabajo en equipo: Otra de las ventajas del modelo BIM es el trabajo colaborativo, esta se da gracias a tener proyectos alojados en la nube, lo que permite la creación de un flujo de trabajo digital para todos los integrantes del proyecto.
  4. Simulación y visualización realista: Herramientas como V-RAY para Revit, brindan una visualización altamente realista y detallada, lo que permite tener una gran experiencia a la hora de presentar proyectos de alto impacto.
  5. Resolución de conflictos: Gracias a la planeación, los datos, herramientas de software y la ejecución del proyecto digital, los conflictos son detectados de una forma automatizada, disminuyendo así el riesgo del proyecto en la ejecución real del mismo.

Las anteriores son solo algunas de las ventajas  que tiene trabajar con la metodología BIM, sin mencionar que esta cuenta con ventajas múltiples para flujos de trabajo, seguridad y costos del proyecto, entre otras; sin lugar a duda día a día el BIM se convierte en una poderosa herramienta que no se podrá dejar de lado al momento de desarrollar un proyecto de construcción.

En IAC estamos dedicados a la consultoría BIM, y hemos logrado la implementación de una forma exitosa en grandes empresas de la industria, algunos de nuestros casos de éxito podrás verlos haciendo clic 👉🏻. (Ver casos de éxito)

Recuerda siempre dejarnos comentarios indicándonos qué te pareció el contenido y si fue de ayuda para ti, además de comunicarnos qué temas quieres que hablemos en futuras publicaciones.

Deja una respuesta