Autor: Diego Balcazar, Ingeniero Civil

En los últimos años la industria de la construcción ha sufrido grandes cambios dados por los avances tecnológicos que la nueva era ha traído consigo, y la construcción no podía quedarse atrás. Desde tecnologías emergentes para nuevos procesos constructivos, hasta nuevas formas de gestionar la información de diseños, planeación y construcción en plataformas de datos compartidos como es el caso del BIM.

Es claro que al ser una de las industrias que más influencia tienen en la economía mundial, grandes potencias mundiales han sido participes de este cambio, desde organizaciones no gubernamentales patrocinadas por empresas privadas, hasta legislaciones que reglamentan el uso de BIM para proyectos públicos como forma de lograr obras de mejor calidad y procesos de adjudicación de contratos más eficientes. Uno de los ejemplos más importantes lo dan los Estados Unidos y el Reino Unido, quienes han logrado posicionar su normatividad y estándares con National BIM Standards y el BIM Level 2 respectivamente, los cuales dan los lineamientos para poder emitir estrategias gubernamentales como Government Construction Strategy (UK) buscando normalizar las relaciones entre la industria de la construcción y las entidades públicas para lograr avances consistentes y a largo plazo.

También podemos ver que en el sector educativo tanto universidades como institutos han reconocido la importancia de trabajar procesos BIM desde la academia, ya que enseña al estudiante a mirar el ciclo de vida de una edificación desde un enfoque integral y no como muchos procesos que tienen que unirse de alguna manera para lograr una obra. Algunos de los casos más importantes, se encuentran en el Reino Unido y Australia en donde varias universidades de gran renombre han constituido programas oficiales a nivel de maestría (MSc), en contenido netamente BIM, enfocado a edificación e infraestructura. También algunos institutos privados con España como referente han implementado programas académicos en línea especializados en diferentes disciplinas BIM, que aunque no están totalmente avalados por entidades estatales que regulan la educación, brindan al estudiante las herramientas necesarias para gestionar correctamente un proceso BIM. En nuestro país las universidades más importantes han implementado temarios generales en sus programas académicos y con la ayuda de empresas especializadas en el manejo de estas herramientas, se ha logrado ampliar el alcance de estos temarios brindando complementos como cursos en línea que facilitan el acceso a esta información para el estudiante.

Es claro que el desarrollo más importante se ha dado a partir de las necesidades puntuales de las empresas en el sector, las cuales buscan hacer más eficientes sus procesos de diseño, coordinación, planeación y construcción de proyectos a través de estas herramientas. En el mundo hay una importante tasa de crecimiento por el interés a estas nuevas metodologías, ya que se ha logrado demostrar, con casos de éxito los porcentajes de rentabilidad que se obtienen al adoptar estos procesos y en una era de datos y automatización, es exactamente lo que se necesita.

Para conocer más sobre este y otros temas contáctanos escribiendo a info@iac.com.co. Igualmente, si quieres publicar tus artículos sobre temas de tendencia en la industria en nuestro blog, puedes enviarlos al mismo correo electrónico.

Deja un comentario