El proceso BIM ha logrado ser la máxima revolución de los últimos tiempos en cuanto al desarrollo en temas de la construcción en Colombia.

Aun así, hay variados sectores que inciden en construcción pero que aún no han tomado la iniciativa de implementar dentro de sus proyectos el proceso BIM, ya sea, tal vez por desconocimiento, o por falta de interés.

En cierta medida BIM se ha convertido en la principal opción para optimizar todos los detalles en los que se incurre para desarrollar un adecuado planeamiento y ejecución de proyectos de construcción, teniendo en cuenta siempre edificaciones comerciales, de vivienda e infraestructuras generales para el crecimiento de una ciudad.

Es allí donde se ve que no solo para el sector privado sino por el contrario en mucha mayor medida para el sector Público es importante tener dentro de sus adquisiciones el proceso BIM como una herramienta que pueda abarcar y unificar al 100% todos los pasos al momento de generar nuevas construcciones, apoyando cada etapa del proceso en conjunto de todos los actores, mediante un software que permite convertir los datos necesarios en graficas 3D que facilitan la muestra y el informe de cada proyecto ante todos sus interesados, de cada una de las capas que pueda llegar a tener el montaje.

BIM permitirá al Estado coordinar de manera completa todas sus etapas en cuanto a proyectos de construcciones se trate, logrando así que desde la planeación hasta los resultados se manejen mínimos de error que a consideración actual sean tan imperceptibles que se logren optimizar tiempo y dinero en cada proyecto a desarrollar.

Esto lograría genera resultado como los siguientes:

  • Tiempos de entrega exactos e infranqueables.
  • Presupuestos más acordes.
  • Unificación de ideas.
  • Matización de errores al finalizar proyectos.
  • Desarrollo de mejores calidades.
  • Optimización de tiempo en actualizaciones y mejoras de planos.

Adicional a ello, BIM podrá permitir a los encargados Estatales el manejo de:

  • El control total de los cambios que tengan estructuralmente los proyectos de construcción e infraestructura; teniendo así un mejor conocimiento del proceso.
  • Tener información al momento de la minimización de riesgos al instante de cada cambio.
  • Acceso a verificación paramétrica, que permitan una mejor validación de los diseños.

Entre otras opciones que generan una mayor confianza al momento de ejecutar obras.

Otra ventaja altamente favorable que permite el proceso BIM es el manejo de los materiales. Así como el software esta programado para que cada uno de los actores que intervienen en los proyectos pueden ver los cambios e identificar si generan mejora o conflictos, también en cada cambio genera las modificaciones en los insumos necesarios para el desarrollo final al momento de dar inicio a los proyectos, generando con ello un mayor control que evite gastos innecesarios y que a su ves generen mayor aprovechamiento de cada estructura por implementar.

Con esto solo se podría concluir que, si el estado implementara de forma permanente al proceso BIM en todos y cada una de sus procesos tendría opciones de manera correctiva anticipada que generaría una mayor credibilidad y una mayor agilidad, dando así oportunidad a abrir más proyectos y aumentar desarrollo estructural y vial que mejoren las condiciones de todos, aumentando así el nivel de vida.

Para obtener más información de beneficios en general del proceso BIM Ingresar a la página www.acaddemia.com

Autora: Jennifer Barrios

Para conocer más sobre este y otros temas contáctanos escribiendo a info@iac.com.co. Igualmente, si quieres publicar tus artículos sobre temas de tendencia en la industria en nuestro blog, puedes enviarlos al mismo correo electrónico.

Deja un comentario